Mi experiencia con KDE 4.1

Que nadie se asuste, no he vuelto, pero prometí a los nuevos editores de Ociolinux que me pasaría de vez en cuando por aquí para colaborar un poquito, y como mi vida se va “normalizando” pues aquí estoy, dispuesto a comentar mi experiencia con KDE 4.1.

Y es que mi falta de tiempo no me ha hecho menos inquieto, ni me a quitado las ganas de experimentar.

Leí un artículo en Ubuntulife que hablaba sobre KDE 4.1, y decidí probarlo yo también.

Llevo casi 10 días usando solo KDE 4.1 y me momento creo que me voy a quedar bastante tiempo, ya que empieza a ser muy usable, os recuerdo que la falta de usabilidad fue la causa de mi intento fallido con kde 4.0.

Para empezar me encuentro con un mejorado panel, el cual ahora se puede configurar bastante más que antes (aunque para mi gusto aún esta verde). El escritorio sigue siendo solo un espacio para plasmoides y ventanas abiertas, pero gracias al plasmoide llamado folder ahora esto carece de importancia, ya que puedo crear una carpeta en home y sobre dicha carpeta tener una especie de escritorio “real” con sus iconos y esas cosas.

También me ha llamado la atención, y mucho, en panel de control. Un panel de control basado claramente en Leopard de MAC, resultado muy sencillo de usar y muy agradable a la vista. Otra cosa que me ha llamado la atención es la sincronización del escritorio con kde-look.org para instalar de forma sencilla fondos de escritorio, temas para los plasmoides etc. Todo un lujo.

El menú de aplicaciones ha dejado de ser tan ortopédico como lo fue en su primera versión, y gracias a la posibilidad de marcar aplicaciones como favoritas no es necesario navegar demasiado por el.

El nuevo gestor de archivos, dolphin ya empieza a gustarme, aunque de momento estoy usando más konqueror que dolphin. Pero le veo mucho futuro.

La trasferencia de archivos entre KDE y Windows usando Samba la he notado mucho más lenta que en Gnome, y en ocasiones se queda atascada, supongo que será algo que irá mejorando con el tiempo.

Ahora lo negativo, no es 100% estable, para mi gusto faltan plasmoides y no todas las aplicaciones de KDE están portadas a QT4. Quitando esto, es un escritorio fresco, nuevo, dinámico y potente.

Me-lo-quedo.

3 comentarios

  1. Estoy de acuerdo contigo. Como ya dije, yo no lo he proobado, pero por todo lo que he visto y he leido tiene pinta de tener mucho potencial que aun esta por explotar. Los chicos de KDE han hecho una apuesta arriesgada con KDE 4, pero creo que ha sido lo correcto. En cambio el desarrollo de gnome me parece que esta un poco atascado; lo que han hecho hasta ahora esta muy bien logrado, simplicidad, facilidad de uso, manejabilidad, un escritorio perfectamente funcional y completo… pero ya no pueden seguir por ese camino, es como si ya le hubieran sacado todo su jugo en esos sentidos y ahora necesita urgentemente introducir una gran novedad, algo por donde seguir tirando.

    Asi estan las cosas en mi opinion al menos.

    Por cierto, gracias por echarme una mano Neldoreth, lo necesitaba. El miercoles tengo examen y estoy a tope con todo y sin tiempo para nada.

  2. En lo personal aun lo siento muy inestable, aunque se que no es la version final, pero aun le falta camino por recorrer.

    Saludos!!!

  3. hola, porque te gusta tarto kde? yo probe la 4.0 y nose no me convenció, esque es mas lenta que gnome por lo menos para mi, y ademas vale que sea bonita pero yo creo que sin compiz no es nada del otro mundo no? y yo no puedo poner compiz porque no consigo poner los drivers de mi grafica :S oseaque nose…:s

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: